Permiso retribuido recuperable, asuntos propios, vacaciones: ¿qué hacemos con los días pendientes?

Permiso retribuido recuperable, asuntos propios, vacaciones: ¿qué hacemos con los días pendientes?

Las empresas han hecho un gran esfuerzo este 2020. También los trabajadores, algunos de los cuales han tenido además que recuperar en los últimos meses las horas del permiso retribuido aprobado por el Gobierno entre el 30 de marzo y el 9 de abril. A las dudas habituales sobre los días pendientes de vacaciones o asuntos propios pendientes al finalizar el año se unen este mes de diciembre las horas de este permiso que no ha dado tiempo a recuperar.

El decreto aprobado por el Gobierno permitía recuperar las horas del permiso desde la finalización del estado de alarma y hasta el 31 de diciembre. Con el fin del estado de alarma llegaron también las vacaciones, y a eso se suma que la recuperación de estas horas no podía suponer el incumplimiento de los periodos mínimos de descanso diario y semanal y debía respetar los derechos de conciliación de la vida personal, laboral y familiar, como es lógico.

En consecuencia, en algunas empresas las horas del permiso retribuido no van a ser recuperadas en su totalidad antes de que acabe el año. Ante lo que surgen preguntas como si pueden compensarse con días de vacaciones pendientes de disfrutar por el empleado, o descontarse del salario.

Ya que el derecho a vacaciones es irrenunciable, y no es legal sustituirlas por una compensación económica, que es en lo que consistiría esta solución, las horas pendientes de recuperar no pueden descontarse de los días de vacaciones pendientes. La empresa tampoco puede descontar el tiempo de permiso del salario de los trabajadores.

Sin embargo, sí es posible ampliar a 2021 el plazo para recuperar las horas pendientes del permiso retribuido, siempre teniendo en cuenta que tiene que ser por acuerdo sujeto a la negociación colectiva.

 

Disfrute de días de vacaciones en el año siguiente

Como decíamos, el derecho a vacaciones es irrenunciable, por lo que tienen que disfrutarse en el año en que se generan, y no pueden compensarse económicamente. Por tanto, los días de vacaciones que no se hayan disfrutado no pueden tampoco pasarse al siguiente año. Sin embargo, existen algunas excepcionesen las que el trabajador puede disfrutar de los días de vacaciones después de terminado el año natural en el que se generaron:

  • Cuando la fecha de las vacaciones coincida, o se vea interrumpida, por una incapacidad temporal
  • Cuando la fecha de las vacaciones coincida con una incapacidad temporal derivada del embarazo, del parto o la lactancia natural
  • Cuando coincida con el período de suspensión del contrato de trabajo previsto en los apartados 4, 5 y 7 del artículo 48 del Estatuto de los Trabajadores: suspensión de contrato por nacimiento de un hijo; por adopción, guarda o acogimiento; o por riesgo durante el embarazo o durante la lactancia natural finaliza el día en que se inicia la suspensión por parto o el lactante cumpla nueve meses

 

Días de asuntos propios no disfrutados

Los trabajadores de algunas empresas, y también de las administraciones, disponen de días de asuntos propios; y son frecuentes las consultas sobre si es necesario que el trabajador recupere estos días o si pueden disfrutarse una vez terminado el año.

Los días de asuntos propios no se tienen que recuperar: así lo determinó el Tribunal Supremo en una sentencia del 20 de diciembre de 2019.

Y, en relación con la segunda cuestión, habrá que atender a lo que se indique en el convenio, si bien existe una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Asturias que señala que sí sería posible disfrutarlos una vez terminado el año cuando no el no haberlos disfrutado responde a razones imputables a la empresa o Administración.

 

No Comment

You can post first response comment.

Leave A Comment

Please enter your name. Please enter an valid email address. Please enter a message.